Expresidente de Telexfree se declara culpable en Boston de dirigir fraude billonario masivo

telefrex

NUEVA YORK. James Matthew Merril, el ex presidente de la empresa Telexfree, aceptó en un acuerdo con los fiscales federales de Massachusetts declararse culpable de dirigir parte del fraude billonario y masivo del que las autoridades acusan a la compañía y en el que cientos de inmigrantes dominicanos, brasileños y de otros países cayeron atraídos por la falsa promesa de que se convertirían en “accionistas”, pero se convirtieron en víctimas en uno de los esquemas pirámides más grande de la historia.

El periódico Boston Globe dijo el sábado que Merrill formalizará el pacto con la fiscalía este lunes en la corte federal de Boston con sede en Worcester, de numerosos cargos criminales de fraude electrónico por su participación en la estafa a gran escala, que sumó tres billones de dólares.

Junto a Merrill, un nativo de un suburbio en Boston, están también acusados otros dos ex ejecutivos principales de Telexfree, uno de los cuales – Carlos Wanzeler – huyó a Brasil, su país natal, pero que no tiene acuerdo de extradición con los Estados Unidos, aunque los fiscales dicen que el proceso judicial en su contra está en marcha.

Carlos Wanzeler escapó en 2014 después que explotó el escándalo y el FBI estaba tras sus pasos para detenerlo.

Telexfree comenzó a operar en Brasil y operaba desde el suburbio de Marlborough en Massachusetts desde 2013 hasta abril de 2014, cuando los agentes federales allanaron las oficinas y la compañía se declaró en bancarrota bajo una ley federal que protege a negocios y empresarios.

Hasta ahora, Merrill y Wanzeler han mantenido su inocencia, insistiendo en que estaban dirigiendo una empresa legítima de servicios de telefonía por internet.

Pero los fiscales alegan que en realidad, Telexfree era un esquema “Ponzi”, que usaba el dinero tomado de una red cada vez mayor de los pequeños inversionistas para pagar a los participantes anteriores.

Los abogados de Merrill sometieron una moción en la corte para que se anulara evidencia hallada en las oficinas de Telexfree en Massachusetts.

Un sitio de reclamo en línea está disponible para las víctimas del fraude de Telexfree.

Los estafados, que suman cerca de 2 millones y viven en prácticamente todos los países del mundo, pueden iniciar sesión en el sitio web telexfreeclaims.com y presentar reclamaciones por supuestas pérdidas, según el administrador de la quiebra en el caso.

Los acusados han negado haber actuado mal.

Los fiscales tendrán que obtener veredictos de culpabilidad o declaraciones de culpabilidad con el fin de liberar más de $150 millones en activos ocupados a los acusados y devolverlos a los inversionistas que perdieron dinero.

Los reclamantes, que invirtieron unos $1 mil millones en el esquema, esperan recibir por lo menos una pequeña parte de sus pérdidas.

La multa por presentar una reclamación fraudulenta es de hasta $500.000 y cinco años de cárcel o ambas penas.

About the Author

Leave a Reply

*